Nací el 29 de marzo de 1954 en Alicante. En aquella época, las mujeres solían tener la costumbre de parir en casa. Mi madre no iba a ser una excepción. Así que me tocó nacer en el número cincuenta y cinco de la calle San Vicente.

La casa era una planta baja, a la que se accedía atravesando un zaguán. El patio posterior se proyectaba hacia un huerto que, presidido por un granado, acababa en la calle Calderón. Algo impensable en los tiempos actuales.

He aquí los precursores de los "clicks"

Cuando mis padres consideraron que debían acabarse tanto mis correrías por el huerto, como mis interminables partidos callejeros de fútbol, me llevaron a los Franciscanos, donde mi padre gozaba de cierto prestigio, al ser uno de los fundadores  de la cofradía del Ecce Homo. Ni que decir tiene que mi hermano, siete años mayor que yo, también iba a ese colegio.

El traslado al colegio de los Maristas, dos años después, siguiendo la estela de mi hermano, me permitió escabullirme de la puntería de un padre franciscano, que tenía aterrorizados a todos los niños por su manía de lanzarles el borrador a la cabeza por un quítame allá esas pajas. No menciono su nombre o su seudónimo para no ofender a su descendencia, si es que la tuvo.

Ingreso de Bachiller (1963-1964)

Equipo de Fútbol (1964-1965)

Empecé el Grado Elemental en los Maristas y, a lo largo de los diez cursos que pasé allí, el deporte tuvo una gran importancia en mi vida. Si había algo parecido a un balón, yo no podía faltar a la cita.

Equipo de Balonmano (1965-1966)

Equipo de Minibasket (1966-1967)

Algunos de ingreso más talluditos. 5º Bachiller (1968-1969)

 

Cuando estudiaba la carrera

En los Maristas acabé el Bachiller, formando parte del primer COU experimental 70-71.

El curso siguiente aterricé en la Facultad de Medicina de Valencia, donde acabé la carrera en junio de 1977.

A nivel profesional, después de pasar una breve temporada en el Servicio Normal de Urgencias de Ibi, saqué plaza en Elda en Medicina General, tras el correspondiente Concurso-oposición. Allí estuve desde Agosto del 78 hasta Junio del 80 en el que solicité y obtuve el traslado a Alicante.

El fútbol siguió desempeñando un papel muy importante.

Con algunos compañeros de Elda de entonces

Después de pasar 6 meses en el mítico ambulatorio de la calle Gerona, abrí, literalmente,  el Consultorio de Los Ángeles que, casi nadie sabía que se llamaba Antonio Ramos Carratalá, el 5 de Enero de 1981.

Allí estuve hasta Febrero de 1997, en el que pasé a formar parte del Equipo de Atención Primaria del Centro de Salud de Los Ángeles, donde continúo en la actualidad.

El fútbol siguió discurriendo paralelo a mi actividad profesional.

Equipo de Fútbol Sala de la Asociación de Visitadores Médicos. Temporada 81-82

Equipo de Fútbol. Liga Sagrada Familia en Elda. Final de Copa. Temporada 84-85

La relación con el fútbol ha sido una constante. Me hice cargo de las revisiones médicas de los futbolistas en Alicante de la Federación Valenciana de Fútbol hasta el final de la temporada 81-82 y entré a formar parte del profesorado de la Escuela de Entrenadores de Fútbol en la temporada 79-80, en la que permanecí durante 27 años.

Con alumnos y profesores en el partido de fin de curso hace muchos años

Me retiré del Fútbol de competición, por supuesto amateur, en la Temporada 95-96, en la que todavía hice la locura de jugar al mismo tiempo Fútbol Sala y Fútbol en el archifamoso Torneo “Perico”.

Despúes de eso, sólo pachangas, al menos, una a la semana.

"Viejas glorias" en el periódico

En el terreno personal, simplemente decir que estoy casado con Mamen hace treinta y dos años de nada, más los que anduvimos a gatas, y que, tanto la toma de esa decisión, como el mantenimiento de la misma, han sido mis mejores aciertos. Además, tenemos dos hijos estupendos.