AL FINAL DE ESTE POST, NUEVA ENTREGA DE CANCIONES DEL SIGLO PASADO

 

426.- FOREVER AUTUMM (1978)

427.- HOLLYWOOD NIGHTS (1978)

428.- IS THIS LOVE (1978)

429.- IT’S A HEARTACHE (1978)

430.- MAKING BELIEVE (1978)

 

Infierno

dante

Cuando adquirí el suficiente uso de razón, empecé a cuestionarme muy mucho el concepto de infierno, aprendido en el catecismo infantil que, sintetizando, lo definía como el lugar al que iban los malos. Debía de ser un lugar acojonantemente grande para ser capaz de acoger al tropel de gente, que ya lo tendría más que abarrotadito, dada la fecha en que se produjo su apertura. ¡Y anda que no habría calderas!

 

el infierno

 

Ahí radicaba el problema. ¿Dónde estaba ese descomunal lugar con sus calderas, sus demonios con cuernos, sus tridentes y sus legiones innumerables de condenados? El concepto lugar determinaba un espacio físico y por tanto tangible como para albergar todos esos elementos.

Se ve que mi razonamiento debió de ser compartido por algún sesudo teólogo, porque, poco tiempo después, se produjo una ampliación del concepto infierno en el catecismo. Ya no se definía como lugar, sino como lugar o estado, con la pretensión de que ese estado fuese etéreo y vaporoso, por mucho que a una gran parte de nosotros nos siguiera resultando increíble.

De todos los bandazos de los Papas que, en los últimos cuarenta años, han pontificado sobre la existencia del infierno, me quedo con la viñeta de Perich, en la que el bocadillo de un locutor decía algo parecido a esto: “El Papa afirma que hay infierno. Y frimavera, ferano y fotoño, añadió” (lamento no haber podido encontrarla por esos mundos de Internet para compartirla).

No es que tenga un especial interés en los temas teológicos, es más, no lo tengo en absoluto. Sin embargo, por mi cabeza siempre ha rondado una teoría, puede que peregrina, acerca de la existencia del infierno. Únicamente existe para aquellos que creen en él. Por lo tanto, sólo ellos pueden ocuparlo.

A veces, esa idea me hace esbozar una sonrisa malévola, porque a ese lugar o estado, es adonde irán a parar los miserables que nos han empobrecido y humillado, los que nos han robado las ilusiones, los que han condenado a nuestra juventud a la indigencia económica y cultural  y a la desesperanza, los que nos han saqueado y que, no contentos con eso, también quieren robarnos la libertad.

No serán, entonces, los que azucen el fuego, como habrán hecho durante toda su vida en la tierra, sino los condenados al interior de las calderas. Todo ellos acabarán allí dentro, tanto los ejecutores como sus cómplices, porque no me cabe duda de que, sin excepción, todos creen en el infierno.

Como eso ocurrirá a medio o a largo plazo, voy a sentarme ahora, a la sombra de una frase del genial Perich (¡Nadie que odie el amor y la felicidad que reinan en las fiestas navideñas puede ser una mala persona!), y voy a escribirle una carta a Papá Noel, por primera vez en mi vida, para pedirle que, en el próximo año, se haga realidad para los futuros inquilinos de las calderas aquello de que la tierra sea el infierno de otro planeta y que vaguen por él, hasta el fin de sus días, acompañados por el implacable desprecio de los ciudadanos.

Sería guay. Voy a echar la carta.

 

bosco_g11

 

CONTINUACIÓN DE LA ENTREGA

 

426.- FOREVER AUTUMM (1978)

Una de las mejores canciones de la versión musical de la Guerra de los Mundos de Jeff Wayne.

Yo compré la versión inglesa, en la que el narrador de la historia era Richard Burton. En la versión española, el papel corría a cargo de Teófilo Martínez, el inolvidable narrador de seriales radiofónicos de mi infancia.

El intérprete de la canción fue Justin Hayward, miembro de The Moody Blues.

Un alma caritativa subtituló este fotomontaje.

 

 

Este videomontaje con imágenes de la reciente versión cinematográfica sobre la novela de Wells, que nada tiene que ver con la musical, recoge la canción y la narración extraordinaria de Teófilo Martínez.

 

 

Para terminar, directo de Justin Hayward.

 

427.- HOLLYWOOD NIGHTS (1978)

Gran canción de Bob Seger.

La conocí un par de años después, cuando mi cuñado me regaló un doble álbum en directo de Bob Seeger and The Silver Bullet Band.

Gracias a una traducción de Carla, he confeccionado los subtítulos para este directo del 78.

 

 

Directo de Tina Turner.

 

 

Para terminar, directo de Bob Seger en 2013.

 

 

428.- IS THIS LOVE (1978)

Gran éxito de Bob Marley and The Wailers, incluido en su triple álbum Babylon by Bus que compré en su día. Como siempre, reggae en estado puro.

Un alma caritativa subtituló este directo de Marley.

 

 

Curiosidad en castellano, cuyos autores prefieren permanecer en el anonimato.

Hacen bien.

 

 

Para terminar, directo de Bob Marley en el 80.

 

 

429.- IT’S A HEARTACHE (1978)

Este Corazón destrozado fue uno de los grandes éxitos del año y dio a conocer la desgarrada voz de Bonnie Tyler.

Por entonces, trabajaba en el ambulatorio de Elda. Ni sé las veces que oiría la canción en la radio del coche a la ida y a la vuelta del trabajo.

Un alma caritativa subtituló este clip de Bonnie Tyler.

 

 

Versión de Rod Stewart.

 

 

Para terminar, Bonnie Tyler, bastante más mayorcita, en un directo en París.

 

 

430.- MAKING BELIEVE (1978)

Dulce balada triste, que ya tanía veintitantos años, cuando la aspirante a reina del country, Emmylou Harris, hizo su versión y relanzó la canción.

Adaptando una traducción, encontrada por ahí, he confeccionado los subtítulos para este directo de una joven Emmylou Harris.

 

 

Versión de Kitty Wells en 1955.

 

 

Ray Charles, aunque parezca mentira, también la emprendió con ella.

 

 

Para terminar, directo de Emmylou Harris en el 92.

 

 

CONTINUARÁ . . .