Sirva este título como inicio o aperitivo de la reflexión, a la que he tratado de dar forma, pero que me ha resultado imposible concluir por no haber procesado ni ordenado los datos a los que merece la pena hacer referencia. Esta noche espero subsanar lo que la falta material de tiempo me ha impedido reflejar en este blog.

Cincuenta mil personas en la calle, en una nueva jornada de reivindicación de los Servicios públicos, es un hecho que debe ser consignado como un paso más en la dirección correcta para la exigencia de depuración de responsabilidades a quienes pretenden esquilmar nuestro estado del bienestar.

Continuará…