Descendiendo poco a poco del vértigo, producido por los preparativos para invitaros a un viaje al corazón de Sincairén, voy a dejaros con las fracciones del video de la presentación para que las ordenéis en la pizarra, según os parezca. Los que prefieran ver el video completo de tirón, podrán encontrarlo más abajo.

Tal y como hice ese mismo día, agradezco de corazón las palabras de Alejandro Camarasa, responsable de Ediciones Brosquil, especialmente, claro está, los elogios a la novela.

Mi hermano no estaba ahí para ostentar ese título, como bromea la introducción, sino por sus merecemientos para ello. Es más fácil agradecer sus palabras, porque todo queda en familia.

Espero que ese intento de explicación del único lugar que puede ser considerado como el principio o el final del mundo, abriera las puertas de la curiosidad de los presentes.

Siempre resulta interesante desentrañar el proceso de elaboración, la gestación de la idea inicial y su andadura hasta verse convertida en un libro que se puede tener entre las manos.

Los restos del naufragio de 1973, reconducidos al proyecto actual.

“¿Alguna vez te acordarás de mí?”. La mejor manera de comprobarlo es comprar el billete mágico que nos permita atravesar la llanura en el tren de las cinco hacia el corazón de Sincairén. El lamento de Tim Buckley en su Once I was es compartido por Sincairén y merece asomarse de nuevo aquí:

Sé que siento debilidad por ella, pero me parece una gran canción.

No habría sido ni medio normal el pasar por alto las menciones realizadas, entre otras cosas porque son verdad y porque son merecidas. Mi agradecimiento especial, como dije el día de la presentación, a la docena de amigos que os las tuvisteis que ver con el manuscrito original por vuestro apoyo y aliento. En cuanto a Mamen, rubrico, palabra por palabra, la dedicatoria del día 5.

Agradecer, una vez más, la presencia de cuantos se acercaron el día 5 a la librería 80 Mundos, por sus muestras de amistad y de cariño.

Aquellos que lo prefieran, tienen aquí la presentación sin cortes.

El próximo jueves, 14 de abril, el tren de las cinco realizará una parada en la Fnac de Murcia para difundir la magia de Sincairén y tratar de reclutar a nuevos embajadores que lo den a conocer.

Comenzamos un nuevo viaje, al que todos estáis invitados.